Día cero: doce kilos de mochila

A punto de coger el bus a Irún

Juro que no sé cómo ha podido pasar, que todo lo he pensado para que pesara lo menos posible, que he hecho una revisión de mochila a lo peli Alma salvaje en la que han caído la cámara de fotos (lo último que hubiera querido sacrificar), el impermeable gordo, un par de forros polares, la mitad de las camisetas, las sandalias, parte de la ropa interior, la mitad del jabón y del champú, la crema de los pies, los pantalones cortos de “no andar”…. Vamos, que me dejo la mitad de lo previsto y aún así son doce kilazos, tres más de lo que recomiendan los foros como lo razonable en estos casos (sí, los leo).

¿Que qué llevo? Veamos: además de la propia mochila (1,5kg), la tienda, el saco y la colchoneta hinchable (si hago caso a las web serían en total otros tres kilos); el bikini y la toalla (decathlon tamaño medio); tres camisetas de manga corta, una de tirantes y dos de manga larga (¡soy friolera!); dos pantalones para andar (corto y largo) y uno más para las noches; plumas e impermeable (ambos ultraligeros); frontal, GPS, ipad, móvil, cargadores y baterías externas o de repuesto; cosas de aseo (cepillo de dientes, crema, jabón y champú) y botiquín (tiritas, compeed, blastoestimulina, ibuprofeno, fisiocream, venda elástica, esparadrapo, pinzas y tijeras pequeñas); ropa interior y, finalmente, cuchillo y cantimplora.

Nerviosa porque no sé cómo andaré con todo eso a mi espalda (y eso que la mochila es estupenda y lo carga todo sobre las caderas). Nerviosa porque estoy llegando a Irún y, después de esta noche, no sé cuando volveré a pillar una cama, nerviosa porque es la primera vez que estaremos yo y el GPS (y los miles de mapas que llevo cargados en la ipad —¡gracias Ramon!—) solos en la montaña y porque llevo tanto tiempo queriendo hacer esto que ahora, a punto de comenzar, parece irreal.

¿Llegaré a Itaca? ¿Encontraré sirenas? ¿Conseguiré no aburrir a mis hasta ahora pocos pero sin duda valiosísimos y queridísimos seguidores (y a partir de ahora, sí, prometo contestar a todos y cada uno de vuestros comentarios)? ¿Tendré que seguir soltando lastre? ¿Cuántos días llegará a tene este blog?…

Mañana más.

Anuncios

25 pensamientos en “Día cero: doce kilos de mochila

  1. Ya sabes como se avanza Elisa: disfrutando de cada paso y uno detras de otro !!
    Ya sabes que lo importante no es la cima sinó como se ha llegado a ella !!
    Tienes por delante miles de paisajes hermosísimos, con nieve, flores, aire, cielo y libertad !!

    Me gusta

  2. No pierdas energía pensando en el peso, es lo que necesitas ahora, si hay algo que sobra tú serás quien se de cuenta. Un millón de abrazos que son muy ligeros y te darán fuerza.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s